sábado, 14 de junio de 2008

El aumento de ...


Durante los pasados meses, hemos experimentado el mayor aumento en el precio de la gasolina y por consecuencia, el aumento en el precio de muchos productos y servicios que son necesarios en nuestro diario vivir. Nos sentimos atrapados entre paredes que cada vez se cierran más y que al parecer, nos van a aplastar. Realmente, esta situación parece que se ha salido de control. Ir al supermercado es igual que ver una película de horror y si va a la gasolinera, experimentará una sensación de escalofrío al ver que sigue llenando el tanque y la bomba de gasolina no para.


Este problema en el aumento de "todo" tiene graves consecuencias y una de las más temidas es el deterioro de la salud mental. Si nos ponemos a observar el diario vivir de los puertorriqueños, nos damos cuenta que algo esta sucediendo. Las personas se ven más agresivas. En el banco, supermercado, gasolinera, escuelas, etc; en todos lados vemos personas que por cualquier cosa se alteran. Estamos frente a un fenómeno que jamás pensamos que podía aparecer en nuestra sociedad. Es muy importante buscar ayuda profesional. Muchas veces pensamos que tenemos bajo control todas las cosas, pero de repente nos vemos rodeados de muchas situaciones que no podemos controlar. Realmente, es una situación muy difícil pero que nos toca a cada uno de nosotros poner nuestro granito de arena. Tratemos de ser agentes de cambio, donde nuestra amabilidad, sonrisa, cortesía y buen trato sea el ingrediente principal para tratar de mejorar la estabilidad emocional de todos aquellos que estan cerca de nosotros. Hay un famoso refrán que dice: "A mal tiempo, buena cara". No es que yo me sienta feliz con todos los aumentos que se producen día a día, pero creo que hay muchas personas que están a mi alrededor que tampoco tienen la culpa de lo que sucede en el país y mucho menos merecen una palabra grosera, o un trato inadecuado de mi parte. A mi también me da escalofrío cuando voy a la gasolinera o al supermercado, pero entiendo que la persona que me esta atendiendo no tiene la culpa de lo que esta sucediendo ni los que estan a mi alrededor. Por eso, tratemos de ser mejores seres humanos.

jueves, 12 de junio de 2008

¿Quién soy?

Mi nombre es Vanessa Barreto Machado y vivo en la ciudad de Isabela, Puerto Rico. Tengo un bachillerato en Educación para la niñez temprana y una Maestría en Educación Elemental de la Universidad Interamericana de Puerto Rico, Recinto de Aguadilla. Ser maestra no es tarea fácil. Ser maestra es ser: trabajadora social, orientadora, madre, amiga, consejera, enfermera del alma... entre muchas cosas más. Estar al frente de un grupo de estudiantes es una responsabilidad enorme porque un maestro puede cosechar muchos frutos pero también puede opacar vidas si no tiene el amor y la paciencia necesaria para trabajar con estudiantes. Más adelante estaré añadiendo comentarios y experiencias que les puedan ayudar a todos los que visiten mi blog. Gracias por su visita.